Se ha convertido en uno de los rostros más reconocibles del panorama audiovisual español. A sus 29 años, Úrsula Corberó tiene el honor de ser la española con más seguidores en Instagram: cerca de seis millones y medio de personas siguen día a día los movimientos de la barcelonesa en la red. Hoy repasamos la carrera de esta joven artista.

Tras protagonizar varios anuncios durante su más tierna infancia, Corberó aparece por primera vez en televisión en 2002, con tan solo 13 años, en la serie Mirall Trencat de TV3 con un personaje capitular. Años después, en 2005, regresa a la autonómica catalana para encarnar a Sara en Ventdelplà durante siete episodios.

En 2007 protagoniza un cortometraje, Crónica de una voluntad, y da el salto a la televisión nacional con dos personajes episódicos: una alumna en Cuenta atrás, de Cuatro, y Manuela Portillo en El internado. Esto sería solo el calentamiento de su gran salto a la fama: el papel de Ruth Gómez Quintana en Física o Química desde 2008 hasta 2010, durante 70 episodios y seis temporadas. El serial juvenil de Antena 3 se convirtió en un fenómeno social que situó a la actriz en el panorama actoral de la industria española.

Ruth a través de los años. Foto: Antena 3

Así, a Corberó se le abrieron nuevas puertas tales como otro personaje protagónico, Beatriz de la Torre, en una serie de corte completamente diferente: 14 de abril. La República, que terminó de emitir su segunda temporada el mes pasado tras ser pospuesta durante cerca de una década. Además de aparecer en otro corto, Slides, la artista pone los pies en el cine con papeles de peso en filmes como Elsinor Park, XP3D o Volare.

En 2012 prueba suerte en el teatro protagonizando su primera y única obra hasta la fecha, Perversiones sexuales en Chicago. 2013 fue un gran año para Corberó: además de aparecer en varias películas, como Afterparty, ¿Quién mató a Bambi? y Crimen con vista al mar, debutó en el mundo del doblaje otorgando su voz a Sam en Lluvia de albóndigas 2. Además, tuvo papeles en la miniserie de Telecinco Mario Conde: los días de gloria y el serial de La 1 Gran Reserva.

En 2014 hace una aparición en Con el culo al aire y se pone en la piel de Margarita de Austria en la temporada final de la exitosa Isabel. Más tarde retomaría este papel en La corona partida, la película puente entre esta serie y su spin-off. En 2015 continúa engordando su filmografía con cintas como Perdiendo el norte y Cómo sobrevivir a una despedida y protagoniza la serie Anclados, de Telecinco, y la coproducción italiana La dama velata.

En 2016 hace lo propio con La Embajada, de Antena 3, y retoma su faceta de actriz de doblaje en Mascotas, que continuará en 2017 con Emoji: la película. Ese año, además, participa en un episodio especial de ¿Qué fue de Jorge Sanz? y protagoniza la primera de las películas de la saga Proyecto Tiempo, de Isabel Coixet. Además, le llega el proyecto que le concede la fama internacional.

Se trata de La casa de papel, serie de Antena 3 en la que interpretó a Tokio y que, aunque pasó desapercibida en su paso por televisión lineal, se convirtió en un fenómeno mundial una vez fue adquirida por Netflix. Tanto fue así que la plataforma de streaming decidió renovarla por una tercera temporada, que Corberó se encuentra grabando actualmente. Desde entonces, ha protagonizado El árbol de la sangre, de Julio Medem, y ha participado en la serie norteamericana Snatch con el papel de Inés Santiago.

Úrsula Corberó interpretado a Tokio en ‘La casa de papel’. Foto: Antena 3

No cabe duda de que Úrsula se encuentra en su mejor momento, y es que no solo sigue triunfando alrededor del globo, sino que además ha fichado por la reputada agencia de representación WME. Comparte así espacio con actores de la talla de Amy Adams, Emma Stone o Ben Affleck. ¡A seguir triunfando!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here